Ricardo Salinas Pliego

Ricardo Salinas Pliego es un empresario mexicano, Fundador y Presidente de Grupo Salinas. Es un hombre cuyas convicciones y pensamiento se reflejan claramente en su obra así como en sus actividades empresariales. Es un hombre de familia, forjado en el valor del trabajo, la tenacidad, el esfuerzo y la pasión para alcanzar los sueños. Se considera un optimista nato.
"Tenemos la obligación de imaginar un mejor futuro y después buscar la forma de llegar a él."
Noticias
regresar

Ricardo B. Salinas compra 50% de Grupo Iusacell a Grupo Televisa por US$717 Millones

  • Busca socio estratégico para impulsar aún más el sólido crecimiento de la compañía
  • Grupo Iusacell aprovechará amplias oportunidades de mercado que presenta nuevo marco legal de telecomunicaciones en México

Ciudad de México, 10 de septiembre de 2014. Grupo Salinas (www.gruposalinas.com) conjunto de empresas dinámicas, de alto crecimiento, con tecnología de punta, y fuertemente comprometidas con la modernización de los países en que opera, anuncia hoy que su Presidente, Ricardo B. Salinas, compra 50% de las acciones de Grupo Iusacell a Grupo Televisa por US$717 millones. Con esta transacción el señor Salinas será propietario de la totalidad del capital de Grupo Iusacell.

Ricardo Salinas agradece la confianza y el apoyo de Grupo Televisa durante estos tres años de sociedad. “Expreso mi reconocimiento y gratitud al Presidente y Director General de Grupo Televisa, Emilio Azcárraga, y a su equipo directivo por el talento administrativo que se tradujo en amplio valor agregado en favor del desarrollo de la compañía y del sector de telecomunicaciones”.

El señor Salinas se encuentra en el proceso de selección de un socio estratégico de clase mundial, para fortalecer de manera adicional el firme desempeño de la compañía e impulsar en conjunto la oferta de servicios de telecomunicaciones más competitiva en el país.

Grupo Iusacell es actualmente el operador de telecomunicaciones más dinámico en México; en los últimos tres años duplicó su base de usuarios, hasta llegar a 8 millones al día de hoy, e incrementó 50% sus ingresos, gracias a sus importantes ventajas, que le permiten posicionarse en la industria como un participante con solidez creciente.

A través de sus dos marcas ampliamente reconocidas, Iusacell y Unefon, la compañía segmenta el mercado para impulsar su dinamismo; con la marca Iusacell ha logrado que una cuarta parte de sus usuarios totales sean de postpago, de altos ingresos y con lealtad superior, mientras que a través de Unefon, atiende de manera óptima al mercado masivo con propuestas de valor de bajo costo.

Con su espectro la compañía cubre todo el país, y la red de fibra óptica, con un despliegue urbano denso en las mayores ciudades, permite la máxima velocidad en transmisión de datos. A través de su red comercial compuesta por más de 550 puntos de venta a lo largo del territorio nacional ofrece el servicio al cliente más oportuno y de la mayor calidad.

El marco legal de telecomunicaciones recientemente aprobado en México favorece la competencia, gracias al acceso a la infraestructura del jugador preponderante, la interconexión asimétrica, el roaming nacional a precio regulado, y el desbloqueo de terminales de prepago que permite al usuario cambiar de compañía, sin costo de subsidio de teléfonos por parte del operador que lo recibe.

Bajo las nuevas reglas, Grupo Iusacell desplegará infraestructura comercial y tecnológica, para llevar sus marcas a más mercados en México, lo que amplía la cobertura efectiva. Ello, en conjunto con los planes más innovadores y los equipos de la más alta tecnología, genera continuas oportunidades de expansión de la empresa, en uno de los diez mercados más importantes a nivel global.

La compra de las acciones de Grupo Iusacell representa un voto de confianza por parte de Ricardo Salinas en las perspectivas de crecimiento de la compañía, así como en el desempeño de la economía mexicana.

Grupo Salinas considera que la compra de acciones de Grupo Iusacell, en los términos planteados, fortalecerá aún más la oferta de servicios de telecomunicaciones de vanguardia, con plataformas tecnológicas superiores, en beneficio de millones de familias y empresas.

La operación está sujeta a la autorización del Instituto Federal de Telecomunicaciones y a la opinión de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.